Presencia de manchas blancas en el parénquima hepático en dos canales porcinas de raza híbrida.

Se remitieron al SESC muestras de hígado con áreas blanquecinas en el hígado de dos canales porcinas de raza híbrida de 6 meses de edad. Las lesiones medían entre 0,5 y 1 cm de diámetro, se distribuían de forma multifocal y, aparentemente, infiltraban el parénquima hepático.

Entre las sospechas de los inspectores se incluían micobacterias, Actinomyces spp. y parásitos.

El estudio histopatológico evidenció lesiones de tipo fibroso acompañadas de un infiltrado inflamatorio rico en leucocitos polimorfonucleares eosinófilos y una ligera proliferación de conductos biliares.

Los hígados afectados son conocidos con el nombre de «hígados con manchas de leche». Estas lesiones son características de una hepatitis parasitaria crónica, muy probablemente causada por Ascaris suum, y son consecuencia de las migraciones de la larva en el parénquima hepático.

Ocasionalmente en fases más precoces de la enfermedad, aunque no fue el caso de las muestras recibidas, las larvas pueden ser observadas en el parénquima, ya sea en fase libre de migración y asociadas a trayectos de migración o atrapadas en abscesos o granulomas.

La presencia de micobacterias se descartó mediante una tinción de Ziehl Neelsen y PCR-cultivo de micobacterias.

Áreas blanquecinas multifocales a coalescentes de entre 0,5 y 1 cm de diámetro. De forma prácticamente difusa, se observa también una coloración blanquecina en el intersticio hepático delimitando los lobulillos hepáticos.

Áreas blanquecinas multifocales a coalescentes de entre 0,5 y 1 cm de diámetro. De forma prácticamente difusa, se observa también una coloración blanquecina en el intersticio hepático delimitando los lobulillos hepáticos.

Detalle de las lesiones hepáticas, nodulares pero mal delimitadas y evidenciando un patrón lobulillar.

Detalle de las lesiones hepáticas, nodulares pero mal delimitadas y evidenciando un patrón lobulillar.