En una cerda de 3 años se aprecia un marcado engrosamiento de la pared de la vejiga urinaria que presenta una masa de coloración verdosa.

El estudio histopatológico de la masa evidenció una inflamación de la serosa (capa más externa de la pared) de la vejiga con abundantes leucocitos polimorfonucleares eosinófilos, escasos macrófagos y presencia de estructuras de origen vegetal y abundantes cúmulos de bacterias. La mucosa de la vejiga (capa más interna) está preservada y no presenta lesiones.

El material que está causando la serositis en este animal es, muy probablemente, de origen digestivo. Aunque la presencia de material vegetal en esta localización es sorprendente, la explicación más lógica que puede tener es que se trate de la secuela de un proceso de peritonitis cronificado (o resuelto) que incluía una perforación intestinal.

Al abrir la canal se observó una masa de coloración verdosa en la vejiga urinaria.

Al abrir la canal se observó una masa de coloración verdosa en la vejiga urinaria.

Detalle del aspecto de la vejiga urinaria.

Detalle del aspecto de la vejiga urinaria.

Microfotografía que evidencia restos de material vegetal entre el infiltrado de células inflamatorias localizado en la serosa de la vejiga (muc: mucosa, ser: serosa, musc: muscular).

Microfotografía que evidencia restos de material vegetal entre el infiltrado de células inflamatorias localizado en la serosa de la vejiga (muc: mucosa, ser: serosa, musc: muscular).