El linfoma es la neoplasia más común en los cerdos. Con este ya son 4 los casos que hemos publicado en este foro.

En este caso se trataba de una cerda de 2-3 años que presentaba múltiples lesiones nodulares blanquecinas en el riñón y el hígado. Este último presentaba una hepatomegalia muy evidente.

Esta neoplasia puede ser esporádica o familiar, cuando está asociada a una mutación autosómica recesiva. La enfermedad se puede empezar a detectar a los 2-3 meses y los animales afectados tienen una supervivencia media de 4 a 6 meses. La mayoría de casos se diagnostican en matadero.

Las lesiones más características son:

  • Aumento de tamaño generalizado de los linfonodos (con especial predilección por los mesentéricos).
  • Esplenomegalia.
  • Es muy típico observar lesiones multifocales en el riñón (sobre todo en la forma esporádica).
  • Hepatomegalia.
  • El estómago y los intestinos también pueden estar involucrados.

 

Hepatomegalia muy marcada con presencia de múltiples lesiones nodulares blanquecinas.

Detalle de las lesiones en la sección del parénquima hepático.

Detalle de las lesiones en la sección del parénquima hepático.

Lesiones nodulares multifocales en el riñón.

Lesiones nodulares multifocales en el riñón.